Iniciar sesión
A
  • Altaïr Magazine en Facebook
  • Altaïr Magazine en Twitter
  • Altaïr Magazine en Instagram
Iniciar sesión
¿Aún no estás registrado?

EL CARNAVAL MÁS SALVAJE

En la Galicia más irreverente
Víctor Barro

Si el Entroido —carnaval— de Galicia (España) tiene un epicentro, éste está sin duda en la plaza de La Picota del pueblo de Laza, en las faldas del macizo central orensano. Esta población de apenas 700 habitantes forma, junto con Verín y Xinzo da Limia, el llamado «triángulo mágico del carnaval gallego». 

Galicia es tierra de símbolos y esta es la fiesta pagana que inaugura el año y despierta a la naturaleza. O Entroido da la bienvenida a la primavera desde el medievo, burlándose de forma grotesca de todas las normas establecidas: las del decoro, la justicia o la política. Todas ellas son blanco fácil en muchos pueblos gallegos durante los días de Entroido.

 

De entre todos los días, el lunes «borralleiro» destaca por su originalidad y simbología —su nombre proviene del rincón donde en los hogares tradicionales gallegos se acumula la ceniza, la borralla—.

Desde primera hora de la mañana se convoca en La Picota a los jóvenes del pueblo y a vecinos y extraños, que se enzarzan en una batalla de trapos sucios de barro y agua de la que nadie sale ileso y menos aún el tedio: la «Farrapada».

 
 

Tras la «Farrapada», llega la Morena, figura simbólica cubierta con una testuz de vaca hecha de madera. La Morena baja a la plaza con intención de embestir a las mujeres y levantarles las faldas, despertando, según la tradición, su fertilidad. Ya el día anterior, domingo de Carnaval, han pasado también los peliqueiros —una suerte de arlequines demoniacos— que con sus látigos y cencerros cruzan el pueblo en alocada formación.

 

Ya durante la tarde del lunes de Carnaval, la burla continúa con el lanzamiento de hormigas y tierra sobre los asistentes congregados en las calles del pueblo.

 
 

Ante este ancestral rito agrario no hay tiempo de asistir perplejo, ni barrera desde la que mantenerse al margen, mirando a la multitud ojiplático. La propuesta de Laza es única: formar parte del carnaval más salvaje y de la Galicia más auténtica.

Víctor Barro
Víctor Barro
Bajo el pseudónimo de FOTOSconLETRA, este fotógrafo gallego captura imágenes llenas de emoción, mensaje y denuncia, combinando la fotografía de viaje y medio ambiente con instantáneas de personas que resisten y transforman la sociedad en la que viven.